Etiquetas

estofadoternera01

Conocéis las ollas de cocción lenta? Es una de mis últimas adquisiciones y estoy encantada con ella!!! Si es que soy incorregible… me gustan más los “cacharros” que un caramelo a un niño!!!

Siempre me han gustado las cocciones largas y a fuego lento como hacían nuestras abuelas. Cuando le digo a la gente que para hacer un buen sofrito yo me estoy tres horas como mínimo, me miran con cara de asombro diciéndome… alaaaaaaa, estás loca!!!! Por supuesto que con todo eléctrico en mi casa os podéis imaginar las facturas que me llegan…

Por eso, cuando me hablaron de estas ollas, no me lo pensé dos veces y me la compré automáticamente… en dos días la tenía ya en casa. No me arrepiento para nada… los sabores y texturas que se consiguen con cocciones lentas y a baja temperatura son increíbles!!! Además, la mayoría de los nutrientes y las vitaminas de los alimentos se conservan mucho mejor a estas temperaturas.

Todavía estoy experimentando con ella y aprendiendo, pero os puedo decir que el caldo lo tengo 24 horas y la concentración de sabores es indescriptible… algo imposible de hacer en una vitrocerámica!!! El consumo eléctrico de este tipo de ollas es mínimo y además te permite dejarla cocinando aunque no estés en casa (algo que nunca se me ocurriría hacer con la vitrocerámica). Lo mejor de todo es que apenas tienes que hacer nada, puesto que pones los ingredientes, enciendes el aparato y te olvidas hasta pasadas las ocho o nueve horas… o las que sean!!! Sí es cierto que para algunas recetas es mejor darles una preparación previa (aunque no imprescindible), como a las carnes, que me gusta sellarlas primero, o los sofritos, que también me gusta hacerlos en la sartén antes de añadir a la olla. Pero eso no es nada puesto que es de lo más cómodo poner tu olla por la noche y levantarte por la mañana con la comida recién hecha para ponerla en el táper y… a currar!!!

Aunque parezca mentira es increíble ver como quedan los alimentos enteros después de una cocción tan larga y, en cambio, al ponértela en la boca se deshace como si fuera mantequilla!!!

No tenía intención de hablaros demasiado de estas ollas puesto que hay muchísimos blogs con excelentes recetas e información muy detallada, y si alguien quiere más información puede acudir a ellos. A mí el que más me ha gustado es el de Marta (http://www.crockpotting.es/), así que si os interesa saber algo más sobre estas ollas solo tenéis que pasaros por su precioso blog o su comunidad de facebook. Yo, de momento, y hasta que aprenda un poquito más a usarla, únicamente os dejo una de mis recetas adaptada a la olla, aunque se puede hacer perfectamente de forma tradicional.

En este caso, un estofado no es estofado si no lleva alcohol (y yo sigo con mi Pedro Ximénez jejejeje), así que decidí sellar primero la carne y hacer el sofrito añadiendo el Pedro Ximénez para que se evaporara el alcohol (algo que en la olla no creo que sea posible). El único problema que tuve es que le puse demasiada agua, y como estas ollas no evaporan pues me quedó demasiado líquido para mi gusto… pero eso se arregla fácilmente con una cucharada de maicena y a la olla!!!

Vamos con la receta… Qué vamos a necesitar:

  • Ternera para guisar (yo uso morcillo)
  • 2 cebollas
  • 4 dientes de ajo
  • 1 zanahoria
  • 4 patatas grandecitas
  • 3 c/s de maicena
  • 1 vaso de Pedro Ximénez (o vino blanco)
  • 2 tomates maduros
  • 2 ó 3 hojas de laurel
  • Condimentos: tomillo, perejil, romero, nuez moscada y ajo en polvo
  • Aceite, sal y pimienta

Cómo la vamos a hacer:

1. Ponemos la carne en un bol y añadimos la sal, la pimienta y todos los condimentos. Removemos bien y después añadimos un par de cucharadas de maicena y volvemos a mezclar.

01

2. En un fondo de aceite sellamos la carne hasta que esté bien doradita y reservamos..

02

3. Añadimos la cebolla cortada en juliana y dejamos sofreír unos 5 minutos. Después añadimos las patatas “desgajadas” en trozos más bien grandes, la zanahoria en rodajas y los tomates rallados. Dejamos que se dore todo un poco.

03

4. Entonces añadimos la carne que teníamos reservada y el Pedro Ximénez más las hojitas de laurel, y dejamos que se evapore el alcohol unos 3 minutos.

04

5. Ya podemos pasarlo todo a la olla y cubrimos con agua (yo la próxima vez le pondría muchísima menos agua, aproximadamente a medio cubrir la carne). Tapamos y programamos 9 horas en Low.

05

6. Si ha quedado demasiado líquido podemos disolver 1 cucharada de maicena en un poquito del caldo, añadirlo a la olla y remover un poco, un par de horas antes de terminar la cocción.

06

07

A partir del punto cuatro, si no tenemos la olla, solo tenemos que añadir agua hasta cubrir bien, bajar el fuego, y dejar cocinar con la tapa puesta hasta que la carne esté tiernísima: como mínimo 2 horas.

Servir y…. a comer!!!!

estofadoternera02

Anuncios